Psicólogos Bilbao, gabinete psicológico especializado en el tratamiento de la ansiedad, detalla cuatro consejos dirigidos a aliviar el malestar estomacal característico de la ansiedad.

10.06.2019

Psicólogos Bilbao, gabinete psicológico especializado en el tratamiento de la ansiedad, detalla cuatro consejos dirigidos a aliviar el malestar estomacal característico de la ansiedad.

1. Evitar el estrés del día a día.

Aunque parezca más fácil del decir que de hacer, una buena organización de la jornada puede ayudarnos priorizar lo importante y a dejarnos tiempo libre para relajarnos y evadirnos. De esta manera pasaremos los días mucho más relajados, con una vida más tranquila y las exigencias diarias nos desgastaran en menor medida.

2. Ejercicios de respiración y relajación.

Dado que nuestro objetivo es llevar una ritmo de vida mucho más calmado y tranquilo, aprender a respirar correctamente y a relajarnos nos puede ser de gran ayuda.

Realizar respiraciones abdominales, utilizando los músculos situados en la zona de la tripa nos ayudará a oxigenarse de mejor manera y a sentirnos relajados durante el día.

De la misma manera, en ocasiones en las que la ansiedad o el estrés comiencen a superarnos, realizar ejercicios de relajación en ambientes calmados y mediante respiraciones pausadas y profundas también nos resultará altamente eficaz a la hora de disminuir los niveles de activación de nuestro organismo.

3. Controlar qué comemos.

Los alimentos altamente calóricos, el exceso de carbohidratos y los alimentos y bebidas estimulantes solamente pueden agravar más nuestro estado de malestar y nuestro dolor gástrico.

Por lo que, tanto el momentos en los que nos afecten los nervios en el estómago, como a lo largo de nuestra vida, es de vital importancia mantener una dieta variada y equilibrada, que nos ayude a realizar digestiones ligeras y a no forzar nuestro sistema gastrointestinal.

4. Bebidas e infusiones relajantes.

En el caso de que el dolor asociado a los nervios del estómago ya haya hecho su aparición, existen multitud de remedios naturales en forma de tisanas e infusiones que nos puede ayudar a disminuir la intensidad de estas molestias. Algunas de estas infusiones son:

Manzanilla.
Pasiflora.
Melisa.
Anís.
Clavo.
Tila y menta.
Hipérico o planta de San Juan.
Infusión de valeriana.




MÁS EVENTOS »