Psicólogos Bilbao, gabinete psicológico especializado en terapia de pareja, explica cómo recuperar la ilusión en tu relación de pareja.

09.09.2020

Psicólogos Bilbao, gabinete psicológico especializado en terapia de pareja, explica cómo recuperar la ilusión en tu relación de pareja.

Son muchas las parejas que sienten mariposas en el estómago al momento de formalizar su relación. Ya sea en una unión en la iglesia, en un tribunal o simplemente en una convivencia, el decidir convivir con la persona amada, nos llena de emoción y felicidad. Sin embargo, al pasar de los años la emoción al ver el rostro de la persona amada va mermando.

El trabajo, los problemas económicos, la crianza de los hijos, son elementos que nos envuelven en una rutina, en muchas ocasiones cargada de ansiedad. Poco a poco se va perdiendo la intimidad que se tiene como pareja y pasamos de los temas ¿cómo te sentiste hoy?, y ¿me extrañaste?, a ¿pagaste la factura del agua?, y a ¿los niños hicieron las tareas?

Cuando crecemos como familia, el tiempo a solas disminuye
Los problemas y las situaciones diarias nos dificultan poder compartir a solas como pareja. Como todos los padres responsables y amorosos, anteponemos las necesidades de nuestros hijos sobre las nuestras.

Nos esmeramos en pasar el mayor tiempo posible con nuestros niños, porque queremos disfrutarnos cada etapa de su desarrollo. Sin embargo, este afán por ser los mejores padres del mundo, muchas veces nos hace descuidar, o minimizar, la importancia de dedicar el tiempo necesario para cultivar nuestra relación de pareja.
La mayor alegría de los hijos es que sus padres estén juntos y felices

Lo mejor que podemos brindarle a nuestros hijos es la oportunidad de crecer en un hogar lleno de amor y unión familiar. Para lograr esto, definitivamente tenemos que evaluar cómo está nuestra relación de pareja. Debes preguntarte:

• ¿Mi relación llena mis necesidades de afecto y atención?

• ¿Extraño, o pienso en mi pareja cuando estoy en el trabajo, o lejos de ella?

• ¿Somos realmente una pareja conviviendo en un hogar, o nos hemos convertido en “room mates”?
El amor es un sentimiento genuino, es real, y puede ser eterno
Cuando dos personas voluntariamente deciden unir sus vidas, generalmente lo hacen pensando que esa unión será para siempre. La diferencia entre las parejas que lo logran, y las que no, es simple: la comunicación y el respeto. Estos elementos son las bases para el fortalecimiento de todas las relaciones, pero en las relaciones de pareja son fundamentalmente esenciales. Debes tener en cuenta que:

• No debes hacer lo que no te gusta que te hagan a ti - no te gusta que te mientan, no mientas. No te gusta que te ofendas, no ofendas-.

• No des por hecho que la otra persona conoce lo que necesitas o lo que deseas – no asumas que tu pareja debe saber que tú quieres que te lleve a cenar, que te traiga flores, que te abra la puerta del auto-. Sólo tú conoces las cosas que te agradan, no dudes en compartirlas con tu pareja.

• Dialoga sobre tus sentimientos – si sientes un distanciamiento entre los dos, no asumas que tu pareja es la responsable de reconquistarte-. Sé sincero(a) en cuanto a tus sentimientos, evalúen las causas de esta distancia emocional, y exploren alternativas para mejorar la relación.

• Separen tiempo para compartir a solas como pareja – planifiquen un fin de semana juntos, una segunda luna de miel-. Sin el estrés de los niños, verán que se sienten como novios otra vez.

Cuando realmente existe amor, es posible compartir el resto de la vida con tu pareja. Si el amor es real, aun con todas las situaciones del diario vivir, cargados de todas las facturas y de las agendas; nuevamente pasará. Algún día fijarás tu mirada en la de la persona amada, y sin darte cuenta volverás a sentir aquellas cosquillas dentro de tu ser, aquellas mariposas en el estómago, y te darás cuenta que estás donde debes estar. Donde soñaste estar el día que dijiste el tan anhelado, sí acepto.




MÁS EVENTOS »