Psicólogos Bilbao; gabinete psicológico especializado en el proceso de duelo, terapia de pareja e individual, comparte 5 consejos muy útiles en la relación con los demás.

23.10.2017

Psicólogos Bilbao; gabinete psicológico especializado en el proceso de duelo, terapia de pareja e individual, comparte 5 consejos muy útiles en la relación con los demás.

Son los siguientes:

1. No lo relaciones todo contigo, no seas narcisista ni egocéntrico y aprende a escuchar a los demás sin hablar de tí mismo.

Fíjate en este ejemplo:

Tú: –Estoy pensando en comprarme una moto.

Tu interlocutor: –¿De verdad? Yo la semana pasada también estuve mirando motos. Probé una custom coreana y me pareció genial. El tipo de la tienda me dijo que era una ganga y que no podría encontrarla a un precio mejor, pero esta semana terminaré de decidirme. ¿Conoces a mi amigo Antonio? Él tiene una de esas.

Llevada a un extremo ésta sería una clara conducta narcicista. Personas a las que les encanta escucharse a sí mismas pero que en muchas ocasiones esconden una gran inseguridad: como no saben escuchar y nadie les hace cumplidos para reforzarles la autoestima, lo hacen ellos mismos.

Si te descubres a ti mismo haciéndolo, detente y vuelve a centrar tu atención hacia tu interlocutor. En este caso asociará estar contigo con sentirse bien, y eso beneficia vuestra relación.

2. Revela información privada personal. Al contrario de lo que mucha gente cree, puede ser muy útil en un primer contacto para favorecer el apego y la creación de nuevos vínculos sociales. En un primer contacto a la gente le cuesta abrirse, en parte porque no está acostumbrada a hacerlo y en parte porque cree que la otra persona pensará cosas raras de ella. Pero la realidad es que hablar de tus hobbies o pasiones y sobretodo, de lo que sientes haciéndolos, creará vínculos más estrechos con tu interlocutor. No lo desaproveches.

3. No dudes de hablar de tus debilidades y problemas.

En un estudio científico realizado con 80 mujeres se demostró que cuando al inicio de una relación el chico confesaba algún error del cual había sido culpable resultaba más atractivo que cuando el asunto se hablaba una vez avanzada la relación.

Este hecho también va en contra de las creencias de mucha gente que intenta no mostrar ninguna vulnerabilidad al inicio de las interacciones sociales. Inconscientemente lo que están haciendo es poniendo piedras en su propio camino.

Confiesa alguna debilidad tuya al inicio y resultarás más cercano y atrayente. Sin embargo no te excedas. Demasiada apertura emocional puede ser contraproducente.

4. Utiliza contacto físico sutil y respetuoso.

Aunque en nuestra sociedad occidental el contacto físico no es tan problemático como en otras sociedades, mucha gente todavía encuentra barreras para hacerlo e incluso lo evita. No resulta extraño tener una larga y apasionada conversación con alguien sin que al final de la misma no haya exisitido ningún tipo de contacto físico entre ambos.

Si bien es cierto que cuando nos tocan en un entorno o de un modo que no corresponde nos puede parecer extraño e incluso violentar, la verdad es que el contacto físico sutil tiene muchas ventajas. Aquí te mostraré sólo dos:

Tocar sirve para apoyar tus emociones. Como se demostró en este estudio, el contacto sirve para expresar una gran variedad de emociones. Si no tocas en absoluto, a tu interlocutor le costará más empatizar contigo.

Tocar también sirve para resultar más atractivo. En este estudio realizado en hombres y en este otro en mujeres se demostró que un ligero toque incrementa el agrado y aumenta las posibilidades de conseguir el teléfono de alguien que acabas de conocer.

5. No te cruces de brazos.

Como quizás ya sepas, protegerse el torso cruzando los brazos es una postura defensiva que se asocia con inseguridad y desconfianza. Es una tendencia muy habitual cuando conoces a alguien, ya que no sabes nada de esa persona y de inicio estás un poco a la expectativa de sus reacciones. Por eso cruzas los brazos sin siquiera darte cuenta, porque tu inconsciente está evaluando lo desconocido.

Cuando tú te cruzas de brazos porque te resulta cómodo también mandas un mensaje a la otra persona. De hecho se lo mandas a su inconsciente: en su foro más interno verá que has adoptado una postura defensiva y que lo estás evaluando, lo que a su vez provocará la misma reacción en él.

En un estudio clásico se observó que cuando alguien se cruza de brazos proyecta una imagen mucho menos empática y más fría que si muestra una postura más abierta.




MÁS EVENTOS »